La estrategia 4.0 del Banco Agrario para agilizar trámites y mejorar la atención


La transformación digital es una tarea inaplazable para todos los renglones de la economía, especialmente la banca. Con plena conciencia de ello, el Banco Agrario inició en 2018 una sólida estrategia para mejorar sus procesos a través del aprovechamiento de las herramientas tecnológicas. Sus clientes, en su mayoría ubicados en zonas rurales del país, han sido los principales beneficiados. “En 2018, a nuestra llegada, el Banco Agrario tenía un alto riesgo de obsolescencia, por eso con la orientación del presidente Iván Duque emprendimos una agenda tecnológica muy ambiciosa”, explica el presidente de la entidad, Francisco José Mejía.


Los canales digitales se convirtieron en una manera de ahorrar costos y de evitar mayores desplazamientos. Por ejemplo, la dotación de tabletas al ciento por ciento de sus asesores comerciales permitió una mejor atención a los clientes, porque ahora es el banco el que busca a los usuarios, agiliza sus trámites y analiza la viabilidad de sus solicitudes desde sus casas.


Actualmente, los funcionarios del banco utilizan la aplicación Agrovac, instalada en sus tabletas, para la originación de los créditos en campo y gracias a la cual los pequeños y medianos productores agropecuarios ya no tienen que pagarle a un planificador externo para que realice los flujos de caja del crédito porque esta herramienta los genera automáticamente, de acuerdo con la producción actual y el proyecto productivo por financiar. Édgar Ríos Torres, asesor sénior agropecuario del Banco Agrario, cuenta que hace un tiempo las respuestas por parte de la entidad se tardaban hasta 15 días y a veces los usuarios debían desplazarse a una oficina para escuchar una respuesta negativa. “Ahora la tableta nos da la posibilidad de consultar, por ejemplo, si hay reportes negativos en centrales de riesgo. El banco tiene muchas herramientas para que los clientes inicien su crédito prácticamente sin ningún documento”.


Pero la estrategia de transformación del banco va mucho más allá. También desarrolló una oferta de aplicativos móviles, como la Movicuenta, una billetera electrónica que funciona desde marzo de 2020 y que hizo al Banco Agrario acreedor del premio a la innovación financiera que otorga Fintech Americas a nivel de América Latina. Más de 300.000 clientes abrieron sus cuentas de bajo monto sin 4x1.000 ni cuota de manejo. Además, en los próximos meses podrán solicitar el desembolso de un crédito digital desde la misma plataforma.


La entidad también busca incentivar la inclusión financiera y disminuir el número de trámites presenciales. Es el primer banco en el país que habilitó el trámite de solicitudes de créditos a través de corresponsales bancarios gracias al Portal Referidos.


El presidente, Francisco Mejía, cuenta que a través del Portal Referidos se han desembolsado 50.817 millones de pesos en 5.465 operaciones. “Contamos con 702 corresponsales propios en todo el país de los cuales 336 ya están habilitados para este proceso. Esta transformación, que es disruptiva en el mercado, ha ampliado nuestras capacidades y ha reducido costos de originación de los créditos, ampliando cada vez más el acceso a créditos de fomento en las zonas más apartadas de Colombia”.


Además, la entidad activó el botón Solicita tu Crédito en su página web, un canal por el cual han desembolsado más de 47.000 millones de pesos y que también se encuentra disponible en los sitios virtuales de 350 aliados. “Nosotros estamos mejorando toda la oferta de valor a los clientes y eso ha significado una disminución en las brechas que existen entre la ruralidad y la ciudad. Contamos con la red bancaria más grande de Colombia con 789 oficinas, de las cuales 423 están en municipios donde la única entidad financiera es el Banco Agrario y creemos que esos colombianos también merecen recibir todos los beneficios de la tecnología bancaria”, agrega Mejía.


Juan David Roldán, cliente del Banco Agrario y representante legal de Proccer, una empresa porcicultora ubicada en San Pedro de los Milagros, Antioquia, ha podido experimentar las facilidades que hoy le ofrece el Banco Agrario: “Nosotros nos encontramos con una entidad bancaria dirigida al sector agropecuario, que ha encaminado su transformación al bienestar de sus clientes. Nuestra experiencia con el Banco Agrario fue muy buena porque realmente solo tuve que desplazarme una vez a la oficina y toda mi solicitud se desarrolló de manera virtual”, relata.


Multiplicar historias como la de Roldán a lo largo y ancho del país es el propósito del Banco Agrario, que desde 2018 lidera un proceso de revisión y transformación para llevar comodidad, oportunidades y desarrollo a sus clientes.

semana.com

27 visualizaciones