top of page

Colombia enfrenta a una Alemania que no encuentra su fútbol


Este martes, 20 de junio, la Selección Colombia afronta uno de los retos más importantes de toda su historia. Aún siendo un amistoso, enfrentar a la cuatro veces campeona del mundo, Alemania, representa una cita con su historia, pues en caso de ganarle significaría una satisfacción mayúscula para la afición.


Además, sería una certificación que el proceso que se va llevando hace ya un año bajo la dirección técnica de Néstor Lorenzo, va por buen camino. Alemania para el argentino, será tal vez el rival más exigente hasta el momento y único, que tiene todas las capacidades para poder tumbar el invicto de siete partidos que se lleva hasta ahora.


Por esa razón, es que para este duelo se espera que el argentino ponga en cancha desde el minuto cero su once de gala, uno que variará para el inicio de las Eliminatorias según la disponibilidad de los jugadores, pero en caso de que todos estén en disposición sería el que termine afrontando la competencia oficial.


Según varios medios que siguen a la selección nacional desde territorio alemán, este sería el once que salte: Camilo Vargas; Daniel Muñoz, Yerry Mina, Dávinson Sánchez, Déiver Machado; Wilmar Barrios, Matheus Uribe, Jorge Carrascal; Luis Díaz, Jhon Arias y Rafael Santos Borré. Con variantes en todas las líneas respecto al último juego.


En rueda de prensa previa, el entrenador analizó las diferencias de este y el anterior partido: “No se trata de cambiar el chip, de estar alerta y tratar de mejorar ciertos aspectos que pudimos haber hecho no tan bien ante Irak. Es un rival de mucha categoría, en los partidos en que no tuvo buenos resultados sometió al rival. Tenemos que estar más finos para afrontar este partido”.


Mostrando ambición por ganar, dio un discurso con la intención de hacerlo: “Puede ser histórico, de pronto por primera vez ganarle a un grande como Alemania. Nuestro equipo está todavía en formación. Si fuera en otra situación, en una Copa o un Mundial, tendría otra trascendencia, pero vamos a tomarlo como los tomamos todos, como si fuera la final de un Mundial”.


En dicha atención a medios también hizo presencia el atacante, Rafael Santos Borré, quien es uno de los de la actual plantilla que puede hablar del fútbol alemán con total autoridad, gracias a su actualidad en el Eintracht Frankfurt donde ha podido conocer de la idiosincrasia, además, de la forma de jugar de los germanos.


“Es un futbol competitivo que a nivel mundial marca una pauta de un estilo de juego claro. Es de muchas transiciones, rápido y directo. Con espacios tienen mucha precisión. Nosotros también venimos con nuestras armas, venimos en el proceso de ir buscando y consolidando el equipo. Es una linda prueba para nosotros. Nos va a servir a los dos para ver cómo estamos de cara al futuro”, señaló.


“Creo que es un equipo con mucho más trabajo, que tiene un estilo de juego diferente en cuanto a los espacios, puede haber más espacios. La calidad de sus jugadores en los duelos marca una diferencia. La exigencia será alta, sirve para que estemos atentos a competir. Con ganas y mentalidad de explotar los espacios que puedan generarse a partir de su idea juego”, dijo sobre el plan de los locales.


Gelsenkirchen será la ciudad que reciba este compromiso en el estadio Veltins-Arena con una capacidad de más de 60.000 personas, en donde se espera que la gran mayoría de la afición acompañe a los alemanes, a quienes se les exige por no pasar por un buen nivel tras el Mundial 2022 y haber perdido recientemente con Polonia. El juego está programado para las 2:00 p.m. (hora de Colombia).

elpais.com.co

30 visualizaciones

Comentarios


bottom of page