China ahora hace pruebas anales para detectar casos de coronavirus


China recurre cada vez más a las pruebas anales para detectar el covid-19 en pacientes de riesgo y a los viajeros que llegan del extranjero. Un método que, según afirman, es más fiable para la detección del virus, pero que ha sido altamente criticado.


El país ha logrado frenar en gran medida la epidemia desde principios de 2020 y solo se han registrado dos muertes desde mayo. En las últimas semanas se han producido pequeños brotes localizados que llevaron a las autoridades sanitarias a realizar test rápidos y masivos a decenas de miles de personas mediante PCR.


Las muestras suelen tomarse de la nariz o la garganta. Sin embargo, según la televisión pública CCTV, los residentes de varios barrios de Pekín donde se descubrieron contagios recientemente fueron sometidos a un test rectal.


La medida también se está imponiendo a las personas en cuarentena obligatoria en los hoteles, incluidos los viajeros procedentes del extranjero. El test rectal "aumenta la tasa de detección de personas infectadas" porque el coronavirus permanece más tiempo en el ano que en las vías respiratorias, declaró a la CCTV el doctor Li Tongzeng, subdirector del departamento de enfermedades respiratorias e infecciosas del Hospital You An de Pekín.


En internet, las reacciones el miércoles oscilaron entre el miedo y la burla. "No es demasiado doloroso, pero sí superhumillante", dice un usuario de la red social Weibo.

"Me han hecho dos exploraciones anales. En el proceso, también me tomaron una muestra de la garganta", dijo otro usuario de Weibo.


La CCTV dijo el domingo que no se generalizarán las pruebas rectales porque "no son lo suficientemente prácticas".


China, que ya restringió severamente las llegadas internacionales desde marzo de 2020, reforzó las restricciones en los últimos meses. Todas las personas que quieran viajar al país deben presentar dos test negativos (PCR y serológico) antes de embarcar y, a su llegada y por cuenta propia, realizar una cuarentena de al menos 14 días en un hotel.


Controversia

Más de 1.000 escolares y maestros en Pekín recibieron la semana pasada pruebas anales, de garganta, de nariz y de anticuerpos después de que se detectara un caso de virus asintomático en el campus, según funcionarios locales citados por Bloomberg.


El lunes, a los pasajeros de un vuelo desde Changchun, la capital de la provincia de Jilin, a Pekín, se les dijo que desembarcaran después de que los funcionarios descubrieron que había alguien de un área considerada de alto riesgo para la transmisión del virus a bordo.


Luego fueron llevados a un hotel donde los trabajadores de la salud tomaron muestras de la nariz y el ano, dijo un pasajero que pidió ser identificado solo por su apellido, Wang.


A algunas personas que llegan a Pekín también se les pide que se hagan hisopos anales, y un viajero que vino de Hong Kong hace unas semanas le dijo a Bloomberg News que le dijeron que se hiciera el hisopo ella misma mientras estaba en cuarentena obligatoria en un hotel.


La persona, que no quiso ser identificada por motivos de privacidad, también tuvo que hacerse tres pruebas de nariz y garganta, una prueba de sangre y su habitación de hotel fue examinada dos veces.


No entiendo por qué Pekín agregó hisopos anales. No es como pincharse la garganta. Necesitas un lugar determinado y el riesgo de tales rutas de transmisión es menor", dijo Jiang Qingwu, profesor de epidemiología en la Escuela de Salud Pública de Universidad Fudan de Shanghai.


"¿Quizás quieran encontrar restos? Es cierto que el virus se puede detectar allí", agregó.


Los científicos han descubierto que algunos pacientes con Covid-19 tienen una infección viral intestinal activa y prolongada, incluso si no manifiestan síntomas gastrointestinales.


Las muestras de heces a menudo dan positivo incluso una semana después de que sus muestras respiratorias han dado negativo, hallaron investigadores de la Universidad China de Hong Kong.


Si bien se necesita más investigación para determinar qué tan efectivos son los hisopos anales, las pruebas de heces han sido "muy subutilizadas" en la pandemia, dijo Francis Chan, decano de la facultad de medicina de la universidad y director de su Centro de Investigación de Microbiota Intestinal.


AFP y Bloomberg

167 vistas