ANCIANATO DEL DIVINO NIÑO ENFRENTA DURA CRISIS Y CLAMA POR AYUDAS


El ancianato ubicado en el santuario del Divino Niño de la ciudad de Ibagué enfrenta una de sus peores crisis desde cuando fue fundado por la recordada hermana Francisca.

La situación es tan crítica que se presentan necesidades en todos los frentes como alimentación, material para el cuidado de los ancianos, deudas por servicios y pago de nómina entre otros.


En diálogo con Tolima Stereo, la señora Camelia Ramírez reconocida por su trabajo en indumentaria folclórica de la ciudad, y además benefactora del ancianato relató que si bien la situación económica del ancianato siempre ha sido estrecha, con la imposición de la cuarentena empeoró, porque tras la imposibilidad de realizar las eucaristías, las limosnas que ayudaban al sostenimiento del ancianato desaparecieron.


La situación es tal, dijo la señora Camelia, que se han visto en la necesidad de utilizar servilletas y manteles, donados por restaurantes que han cerrado sus servicios, en la atención de los adultos mayores, adecuándolos como pañales.


El ancianato del divino niño atiende a aquellos adultos mayores que han sido abandonados por sus familiares y no cuenta con recursos fijos para su funcionamiento, es por eso que se han visto en la necesidad de recurrir a la generosidad de los ibaguereños que pueden donar a través de las cuentas corrientes 636010001234-6 del BBVA y 836061432 del Banco de Bogotá.

11,907 vistas