A la cárcel conductor que habría abusado sexualmente de una menor de edad


Luego de acoger los argumentos de un fiscal adscrito al grupo de delitos sexuales de Ibagué (Tolima), un juez de control de garantías dictó medida de aseguramiento en centro carcelario en contra de Pedro Nel Duque Bautista, conductor de carga pesada, por su presunta participación en el delito de acceso carnal violento agravado del que fue víctima una niña, de 14 años, de nacionalidad venezolana.


El hombre, quien no se allanó a los cargos, fue detenido por servidores del CTI del Centro de Atención Integral a Víctimas de Abuso Sexual (Caivas) la noche del viernes 9 de julio, en cumplimiento a una orden judicial que pesaba en su contra, cuando se encontraba manejando un tractocamión en el peaje de Loboguerrero jurisdicción de Daguas (Valle del Cauca).


Según las investigaciones, los hechos ocurrieron el pasado 12 de junio, cuando la menor y 5 integrantes de su familia fueron recogidos en la vía que de Calarcá (Quindío) conduce a la capital tolimense. Todos venían desde Perú y su propósito final era llegar a Cartagena (Bolívar). Al parecer, Duque Bautista sólo permitió que a la cabina se subiera la niña y el resto de sus parientes les habría dicho que debían ubicarse en la parte trasera del vehículo.


Se presume que el hoy procesado, aprovechando un descuido de sus familiares, habría accedido carnalmente y de manera violenta a la víctima, cuando el vehículo quedó parado en medio de un trancón que por esos días había en la ciudad, debido a las manifestaciones sociales.


Al percatarse de lo que estaba ocurriendo, los familiares de la pequeña enfrentaron al hombre, quien luego de calmar los ánimos accedió a ir hasta un CAI cercano, pero según la denuncia interpuesta por ellos, lo que hizo fue llevarlos a un sitio diferente en donde empezó a gritar que lo querían robar llamando la atención de unas personas que se encontraban cerca, quienes habrían agredido a las víctimas y robado sus pertenencias. Entretanto el hoy procesado habría huido del lugar.


Gracias a las actividades investigativas adelantadas por servidores del grupo Caivas, con el apoyo de peritos del grupo de Criminalística; analistas de la sala de interceptaciones, y personal de la Seccional Tolima, se logró su identificación e individualización del presunto agresor y por medio de la interceptación de comunicaciones, su ubicación exacta.

252 vistas